Agenda

10 Dic 2019
19:30
Eucaristía Diaria Santo Cristo
11 Dic 2019
19:30
Eucaristía Diaria Santo Cristo
12 Dic 2019
19:30
Eucaristía Diaria Santo Cristo
13 Dic 2019
19:30
Eucaristía Diaria Santo Cristo
13 Dic 2019
20:00
Exposición del Santísimo y Rezo de la Coronilla de la Misericordia
14 Dic 2019
17:00
Fatima
14 Dic 2019
17:30
Ermita de Fátima Eucaristia Sabados
14 Dic 2019
19:30
Eucaristía Diaria Santo Cristo
15 Dic 2019
10:30
Eucaristía -Virgen de la Cabeza
15 Dic 2019
12:30
Eucaristía Domingos Santo Cristo

Si quieres que recemos por tí, comunícanos tu intención

Nombre 
Intención 
    

III Domingo del Tiempo Ordinario Ciclo B (21 de enero de 2018)

Liturgia de las Horas Tomo III • Salterio 3ª semana

Santos INÉS vg mr, Juan Yi pf tnr.
Beata María Josefa de Santa Inés vg

JORNADA DE LA INFANCIA MISIONERA

 

Papa Francisco: El Evangelio de hoy nos presenta el inicio de la predicación de Jesús en Galilea. Precisamente en el momento en el cual la voz profètica del Bautista, que anunciaba la venida del Reino de Dios, fue silenciada por Herodes, Jesús comienza a recorrer los caminos de su tierra para llevar a todos, especialmente a los pobres, «el Evangelio de Dios». El anuncio de Jesús es similar al de Juan, con la diferencia sustancial de que Jesús no indica ya a otro que debe venir: Jesús es Él mismo la realización de las promesas; es Él mismo la «buena noticia» que se ha de creer, acoger y comunicar a los hombres y mujeres de todos los tiempos, para que también ellos confíen su existencia a Él. Jesucristo en persona es la Palabra viviente y operante en la historia: quien le escucha y le sigue entra en el reino de Dios (25-1-2015).

 

PRIMERA LECTURA 

(Jonás 3, 1-5. 10) Después de la dificultad en atender el llamado de Dios, Jonás cumple una misión importante en Nínive. Escuchemos atentamente este relato

Lectura de la profecía de Jonás 3, 1-5. 10

En aquellos días, vino la palabra del Señor sobre Jonás: —«Levántate y vete a Nínive, la gran ciudad, y predícale el mensaje que te digo». Se levantó Jonás y fue a Nínive, como mandó el Señor. Nínive era una gran ciudad, tres días hacían falta para recorrerla. Comenzó Jonás a entrar por la ciudad y caminó durante un día, proclamando: —«¡Dentro de cuarenta días Nínive será destruida!». Creyeron en Dios los ninivitas; proclamaron el ayuno y se vistieron de saco, grandes y pequeños. Y vio Dios sus obras, su conversión de la mala vida; se compadeció y se arrepintió Dios de la catástrofe con que había amenazado a Nínive, y no la ejecutó.

Palabra de Dios.

Salmo responsorial: Salmo 24, 4-5ab. 6-7bc. 8-9 (R.: 4a)

(Salmo 24) El salmo 24 nos refleja la misericordia y bondad de Dios para cada uno de nosotros, mostrándonos el camino del bien. Responderemos todos:

R. Señor, enséñame tus caminos.

Señor, enséñame tus caminos,
instrúyeme en tus sendas:
haz que camine con lealtad;
enséñame, porque tú eres mi Dios y Salvador. R. 

Recuerda, Señor, que tu ternura
y tu misericordia son eternas;
acuérdate de mí con misericordia,
por tu bondad, Señor. R. 

El Señor es bueno y es recto,
y enseña el camino a los pecadores;
hace caminar a los humildes con rectitud,
enseña su camino a los humildes. R. 

SEGUNDA LECTURA

(1 Corintios 7, 29-31) Pablo exhorta a la conversión a los habitantes de Corinto. El motivo es que para él, "el momento es apremiante", porque los primeros cristianos consideraban inminente la vuelta gloriosa de Cristo.

Lectura de la primera carta del apóstol san Pablo a los Corintios 7, 29-31

Digo esto, hermanos: que el momento es apremiante. Queda como solución que los que tienen mujer vivan como si no la tuvieran; los que lloran, como si no lloraran; los que están alegres, como si no lo estuvieran; los que compran, como si no poseyeran; los que negocian en el mundo, como si no disfrutaran de él: porque la representación de este mundo se termina.

Palabra de Dios.

EVANGELIO

(Marcos 1, 14-20) Empezamos a leer a Marcos en el v. 14 del primer capítulo. Hoy empieza la misión mesiánica de Jesús en Galilea, haciendo un llamado que ahora se dirige a cada uno de nosotros. Dispongámonos a la escucha de este mensaje.

Lectura del santo evangelio según san Marcos 1, 14-20

Cuando arrestaron a Juan, Jesús se marchó a Galilea a proclamar el Evangelio de Dios. Decía: —«Se ha cumplido el plazo, está cerca el reino de Dios: convertíos y creed en el Evangelio». Pasando junto al lago de Galilea, vio a Simón y a su hermano Andrés, que eran pescadores y estaban echando el copo en el lago. Jesús les dijo: —«Venid conmigo y os haré pescadores de hombres». Inmediatamente dejaron las redes y lo siguieron. Un poco más adelante vio a Santiago, hijo de Zebedeo, y a su hermano Juan, que estaban en la barca repasando las redes. Los llamó, dejaron a su padre Zebedeo en la barca con los jornaleros y se marcharon con él.

Palabra del Señor.

Oración de los fieles

  1. Por el papa, obispos y sacerdotes, para que sigan difundiendo el mensaje de conversión a todo el mundo. Oremos.
  2. Por los que dirigen los destinos de nuestros pueblos, para que lo hagan pensando en el bien de los más desfavorecidos. Oremos.
  3. Por quienes sufren marginación en nuestra sociedad, para que encuentren acogida en nuestra Iglesia. Oremos.
  4. Por cada uno de nosotros, para que demos signos de conversión y atentamos el llamado que Dios nos hace. Oremos.

Oración:

SEÑOR, hoy, dentro del Octavario de oración por la Unidad de los Cristianos, me llega tu palabra de vida, de amor y de unidad: ¡Convertíos! Solo con tu Espíritu podré alcanzar la conversión, el camino más seguro de la unidad de todos tus seguidores en ti. El Espíritu que te ungió está sobre ti, y también sobre mi; me ungió en el Bautismo, y en mi Confirmación me envió al mundo a anunciar tu evangelio. “El momento es apremiante”: no tengo tiempo que perder urge que me convierta y te siga con la prontitud de los primeros apóstoles y de Pablo, que por tu gracia cambió radicalmente el rumbo de su vida. ¡Dame la gracia de la conversión!.